Si de algo tienen fama los británicos, además de por decir thank you y sorry cada décima de segundo, es por ser muy cumplidos. Cumplidos y tarjeteros, añadiría yo, porque buscan cualquier excusa o motivo para enviar una tarjeta.

En España no estamos tan acostumbrados a recibir tarjetas en cualquier ocasión (creo yo). Aparte de las invitaciones de boda o alguna felicitación navideña o de cumpleaños, no recuerdo haber recibido otro tipo de tarjeta. Sin embargo, en el Reino Unido parecen ser objeto de colección. En el salón de cualquier casa británica hay una hilera considerable de tarjetas de todo tipo sobre la chimenea o el mueble principal.

Y es que esta gente envía tarjetas sin ton ni son. Tanto es así, que las utilizan como método para comunicarse, como si fuera una especie de Whatsapp postal. ¿Que me envías una tarjeta para desearme suerte en mi nuevo trabajo? Pues yo te envío una para darte las gracias. ¿Que tú luego me envías otra para darme las gracias por mi tarjeta de agradecimiento? Pues yo te envío otra que diga «de nada». Parece que nadie quiere ser el que envíe la última.

Save the date

Hay una tarjeta que me llama mucho la atención, y es el Save the date, que suelen enviar para anunciar una boda. No es la típica invitación que conocemos en España, ya que esta la envían después (el Save the date suele enviarse al menos seis meses antes de la boda e incluir una oración del estilo «Formal invitation to follow»). Es un simple anuncio de la fecha del enlace, algo así como un «¡Apúntate la fecha, que me caso!». La verdad es que es de agradecer (ya puedes ir preparando la tarjeta de agradecimiento) que te avisen de una boda británica con tiempo, porque es bastante común que se celebren los viernes.

Una faena, sin duda. Toca pedirte el día libre y reservar hotel, aunque luego tienes todo el fin de semana libre para recuperarte de tanto thank you y tanto sorry.

Gracias a Rori (and Marty, Floyd and Dot) Zendek por la imagen en Flickr (con licencia Creative Commons en el momento de la publicación).

© ICR-Translations.com. Todos los derechos reservados.

 

IRENE CORCHADO RESMELLA es traductora y redactora de contenido y vive en Oxford. Es traductora-intérprete jurada EN<>ES especializada en traducción jurídica, turística y de marketing. Combina sus habilidades lingüísticas con conocimientos de marketing de contenidos y una mente creativa para transmitir el mensaje correcto a tus clientes.
Bloguera en Piggy Traveller y The Curiolancer.

Share This
error: © Todos los derechos reservados

SUSCRÍBETE y recibe el boletín mensual con los últimos artículos

Privacidad

¡Listo!